"La Pluralidad es Nuestra Carta de Presentación"

La Pluralidad es Nuestra Carta de Presentación
Nada se parece más al pensamiento mítico que la ideología política. Levi Strauss


domingo, 13 de mayo de 2012

Evolución y tecnología por Eudald Carbonell.

Evolución y tecnología por Eudald Carbonell.

In d. Evolución humana on mayo 3, 2012 at 20:47
Homínido y herramientas
El inicio del comportamiento técnico en los homínidos es el inicio de un cambio en el comportamiento social que tendrá en el devenir de los primates humanos importantes consecuencias en su forma de adaptación. Tecnología versus humanización, una herramienta singular en la adaptación de los especímenes de nuestro género desde su emergencia hace 2,5 o más millones de años.




Pero ¿cuándo podemos hablar de tecnología y a qué nos referimos con ello? Esta cuestión no es difícil de dirimir. Cuando aludimos a los orígenes de la inteligencia operativa en primates humanos, sugerimos unos primeros pasos en la adaptación de algunos de estos, pero quizás sería más correcto poner sobre la mesa la capacidad de planificación y la modificación intencional de matrices a través de secuencias operativas con la finalidad de obtener objetos con potencial y capacidad de regular por interacción energía del medio.
Útiles y máquinas
En realidad, la tecnología es la adquisición  que jerarquiza, teóricamente, todas las técnicas y métodos utilizados para la transformación de materias primeras en morfologías y que son aptos para el  uso y el consumo de una población. La complejidad técnica acaba dando lugar al concepto de tecnología. De esta manera la ciencia constituye el constructor que explica la globalidad de los métodos y técnicas en la obtención de útiles y máquinas.
La técnica en la humanidad primitiva y más tarde la tecnología en las poblaciones de Homo sapiens acaba siendo la forma de adaptación primordial. Entender este proceso nos permite comprender a su vez, cómo la tecnología está ligada con el incremento de nuestra sociabilidad como humanos en el proceso de humanización. La progresiva incorporación de elementos técnicos para la construcción de objetos en las poblaciones de las diferentes especies, cambia sus relaciones sociales y se hacen más y más complejas.
La técnica acaba siendo la base operativa de las relaciones sociales y es en este sentido que el progreso técnico acaba convirtiéndose en progreso social por el aumento, primero gradual y después exponencial, de la inteligencia. Este proceso que se ha podido constatar históricamente nos sirve para entender cómo los humanos hemos acabado en esta maraña de objetos sin los que estamos desamparados.
La técnica hace a los primates más humanos y cuanto más humanos, más técnica, en un bucle de retroalimentación social imparable. Un humano ya no puede ser definido por sus características morfológicas, si no por un factor emergente nuevo e integrado que tiene que tener en cuenta el componente técnico antes, y tecnológico ahora.
vía elmundo.es.
 II
He pensado que hablar de tecnología y relaciones sociales nos puede ayudar a esclarecer correlatos de nuestra vida a nivel diacrónico, pues en la medida que el pensamiento y la acción técnica se convierten en proceso social sistemático, la elección tecnológica acaba por convertirse en factor fundamental de la supervivencia como género y especie.
Las relaciones sociales de producción constituyen el flujo de interacciones fundamentales en la cohesión y organización de los humanos en su proceso histórico. Una población debe producir sus medios de supervivencia de forma pautada y secuencial dado que si no existe esta sistemática, se pone en peligro la reproducción de la comunidad humana por discontinuidad.
En la medida en que un grupo de especimenes trabaja de forma social y, por lo tanto, conviven en un territorio, se produce la necesidad de convergencia de intereses para evitar que la selección natural actúe de forma negativa y destruya esta unida etológica y social.
La necesidad de cooperación en la producción de bienes de consumo, nos hace a todos necesarios en la cadena de acciones que desde la búsqueda de materias primeras en el entorno, hasta su elaboración o transformación y uso, debe realizarse para que la energía del ambiente sea regulada de forma positiva para que una población determinada disponga de capacidad de reproducirse.
Para hacer una aproximación marxista de la problemática que estamos desarrollando, podemos postular que la humanidad, al producir sus medios materiales en la forma que lo hace, construye una relación social interpersonal que acabará caracterizando lo que es socialmente el grupo.
Las formas de conciencia que pueden emerger de los procesos de reproducción de la vida material, deben ser entendidas como caminos y formas de diversidad de la capacidad humana de entender procesos asociados a la manera de ver y entender el mundo.
Las fuerzas que se disparan en la construcción social son consecuencia de la capacidad de conocer el espacio concreto donde se producen y reproducen las condiciones que han permitido a una comunidad continuar su estrategia adaptativa. Esto quiere decir, que las fuerzas de trabajo y las relaciones de producción se encuentran en la parte más alta del desarrollo tecnológico y que se retroalimentan de manera regular para que exista una continuidad histórica en estos procesos.
«Atapuerca nos ofrece datos sobre la existencia de una nueva especie»
La fuerza de trabajo que es necesaria para conseguir la elaboración de objetos útiles a través de la técnica, tiene sólo relevancia explicativa en el marco del desarrollo de las fuerzas productivas y las consiguientes relaciones de producción.
III
Las adaptaciones biológicas endosomáticas dependen de las mutaciones y de los cambios que se producen en el medio, de manera que, o con parsimonia o con cambios más o menos abruptos y rápidos, los organismos se transforman para poder continuar existiendo. Este es el mecanismo básico de la adaptación a través de cambios y adquisiciones que definen la vida y muerte de los organismos en el planeta.
Por su parte, las adaptaciones a través de adquisiciones que necesitan un fuerte estrés exosomático se caracterizan por una nueva forma de acomodación que necesita interponer objetos entre la fisiología y el entorno para poder regular energía. Esto implica una aceleración de los procesos y nos introduce en otras dinámicas que darán singularidad a los organismos que las adopten.
Este es el caso de los homínidos, y especialmente de nuestro género, Homo, desde hace más de 2,5 millones de años. La variante adaptativa antrópica a través del desarrollo de habilidades distintas a la propia dinámica de la mecánica etológica nos dará la oportunidad de conocer una forma de ajuste muy especial y muy relacionada con la manera como hemos incrementado nuestra sociabilidad de forma exponencial.
La producción técnica de herramientas en los primeros momentos de una humanidad en construcción debe entenderse como una secuencia sencilla donde los especimenes se enfrentan a la transformación de la materia primera, las rocas, con una voluntad de construir elementos que les beneficien en su relación con el entorno.
La técnica nace en el momento en que un espécimen homínido es capaz de discriminar y utilizar materia primera y darle una morfología determinada a través de una secuencia de operaciones manuales. Este hecho, que parece en principio muy simple y asumible por toda una población, debió ser muy complejo y difícil. Ahora bien, la propia sociabilidad de los grupos primates, así como la capacidad de imitación de las crías en contextos que permanecen muy próximos, seguramente facilitó la extensión de dicho comportamiento hasta convertirse en un hábito totalmente colectivo.
Pero lo más importante y característico en el proceso de tecnificación humana es el aumento de acciones cotidianas que necesitan interposición de objetos para conseguir una finalidad. En la mediada que la adquisición de alimentos requiere una sistemática de secuencias con objetos, las relaciones intergrupales cambian al aumentar el número de secuencias y, por consiguiente, también varían las relaciones de obtención o producción de alimentos. Es decir, la necesidad de trabajar con objetos acaba imponiendo un modelo de relación social diferenciador y diferenciado.
Más info sobre Eudald Carbonell
Fuente: Paleorama

--
Carolina Barreiro

Presidente de +ANTROPOLOGÍA

Grupo de Extensión Universitaria
Antropólogo en Proceso de Formación - Antropología UCV 
Twitter: (@MCBarreiro) (@MasAntropologia)



"El medio más fácil para ser engañado 

es creerse más listo que los demás."  

Francois de La Rochefoucauld

No hay comentarios:

Publicar un comentario

En +Antropología estamos sumamente agradecidos de tu participación y comentarios, además de invitarte a contactarte directamente con nosotros a través de nuestro Correo electrónico masantropologia@gmail.com o nuestro Twitter @MasAntropologia. Si deseas que publiquemos algo de tu autoria o recomendación, por favor, haznoslo llegar por estas vías, con tus datos de contacto. Lo integrantes del grupo revisaran tu información a la brevedad posible para su debida publicación. Gracias por seguirnos y colabor con este proyecto de difución Antropológica.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Archivo del blog

Entradas populares

Recibir Nuevos Post en tu Correo